Neuropatia Diabetica Periferica

Qué es una neuropatía diabética periférica?

Una neuropatía diabética es un daño a los nervios causado por la diabetes. El tipo de neuropatía que ocurre en los brazos, manos, piernas y pies, se conoce como neuropatía diabética periférica. La neuropatía diabética periférica es diferente de la enfermedad arterial periférica (circulación pobre), la cual afecta a los vasos sanguíneos más que a los nervios.

La neuropatía diabética puede afectar a tres grupos diferentes de nervios:

  • Nervios sensores, los cuales permiten a las personas sentir dolor, temperatura y otras sensaciones.
  • Nervios motores, los cuales controlan los músculos y les dan resistencia y tono.
  • Nervios autonómicos, los cuales permiten al cuerpo realizar ciertas funciones involuntarias, tales como sudar.

La neuropatía diabética periférica no surge de la noche a la mañana— por el contrario, ella se desarrolla usualmente en forma lenta y empeora a lo largo del tiempo. Algunos pacientes tienen esta condición mucho antes que se les diagnostique diabetes. Tener diabetes por varios años puede aumentar la probabilidad de tener una neuropatía diabética.

La pérdida de sensación y otros problemas asociados con el daño en los nervios hacen que el paciente sea propenso a desarrollar úlceras en la piel (llagas abiertas), las cuales pueden infectarse y no curarse. Esta seria complicación de la diabetes puede conducir a la pérdida del pie, pierna e incluso la vida.

Signos y Síntomas

Dependiendo del tipo (o tipos) de nervios involucrados, uno o más signos y síntomas se pueden presentar en una neuropatía diabética periférica.

Para la neuropatía sensorial:

  • Adormecimiento u hormigueo en los pies
  • Dolor o molestias en los pies o piernas—incluyendo dolores punzantes o agudos, o ardor en los pies

Para la neuropatía motora:

  • Debilidad muscular y pérdida de tono muscular en los pies y parte inferior de las piernas
  • Pérdida de equilibrio
  • Cambios en la forma del pie que pueden conducir a áreas de mayor presión

Para la neuropatía autonómica:

  • Pies secos
  • Piel agrietada

Qué causa una neuropatía diabética periférica?

El daño a los nervios, que caracteriza una neuropatía diabética periférica, es más común en los pacientes con diabetes pobremente tratada. Sin embargo, aún los pacientes diabéticos que tienen un excelente control de azúcar (glucosa) en la sangre pueden desarrollar una neuropatía diabética. Existen diversas teorías acerca de por qué ocurre esto, incluyendo las posibilidades que la alta glucosa en la sangre o los vasos sanguíneos obstruidos producen daño a los nervios.

A medida que una neuropatía diabética periférica avanza, se afectan diversos nervios—y estos nervios dañados pueden causar problemas que propician el desarrollo de úlceras. Por ejemplo:

  • Las deformidades (tales como los juanetes o dedos en garra) que resultan de una neuropatía motora pueden causar la fricción de los zapatos contra los dedos de los pies, creando una llaga. El adormecimiento causado por una neuropatía sensorial puede hacer que el paciente ignore que esto está sucediendo.
  • Debido al adormecimiento, un paciente puede no darse cuenta que él o ella se ha parado sobre un objeto pequeño y se ha cortado la piel.
  • La piel agrietada causada por una neuropatía autonómica, combinada con el adormecimiento de una neuropatía sensorial y los problemas asociados con una neuropatía motora, pueden conducir al desarrollo de una llaga.

Diagnóstico

Para diagnosticar una neuropatía diabética periférica, el cirujano de pie y tobillo obtendrá la historia de los síntomas del paciente y realizará pruebas simples en el consultorio, tanto en los pies como en las piernas. Esta evaluación puede incluir una evaluación de los reflejos del paciente, la capacidad de sentir un toque ligero y la capacidad de sentir las vibraciones. En algunos casos, pueden ordenarse pruebas neurológicas adicionales.

Tratamiento

En primer lugar, el tratamiento de una neuropatía diabética periférica se centra en el control del nivel de azúcar en la sangre del paciente. Además, se emplean diversas opciones para tratar los síntomas. Existen medicamentos disponibles para ayudar a aliviar síntomas específicos, tales como el hormigueo o ardor.A veces se utiliza una combinación de diferentes medicamentos.

En algunos casos, el paciente puede también someterse a una terapia física que le ayude a reducir los problemas de equilibrio u otros síntomas.

Prevención

El paciente juega un rol vital en la minimización del riesgo de desarrollar una neuropatía diabética periférica y en la prevención de sus posibles consecuencias.Algunas medidas preventivas incluyen:

  • Mantener los niveles de azúcar en la sangre bajo control.
  • Usar zapatos que tengan la medida correcta para evitar la aparición de llagas.
  • Inspeccionar sus pies cada día. Si usted nota algún corte, enrojecimiento, ampolla o hinchazón, consulte inmediatamente a su cirujano de pie y tobillo. Esto puede prevenir que empeoren los problemas.
  • Consulte a su cirujano de pie y tobillo en forma regular, para realizar un examen que le ayude a prevenir las complicaciones de la diabetes en los pies.
  •  Consulte en forma periódica a su médico general o endocrinólogo. El cirujano de pie y tobillo trabaja junto con estos especialistas y otros proveedores de servicios médicos para prevenir y tratar las complicaciones de la diabetes.

Contact Us

Office Hours
Monday:8:00 AM - 5:00 PM
Tuesday:8:00 AM - 5:00 PM
Wednesday:8:00 AM - 5:00 PM
Thursday:8:00 AM - 5:00 PM
Friday:8:00 AM - 4:00 PM
Saturday:Closed
Sunday:Closed